sábado, 10 de noviembre de 2012

Consideraciones rituales sobre la Plancha de Trazar

Si deseamos tener siempre una fuente de reflexión simbólica, y por tanto de conocimiento, basta que recurramos al siempre inagotable manantial de nuestros rituales ricos en mensajes capaces de mostrarse con intensos y múltiples matices. Bien es cierto, que dicha propuesta de estudio ritual personalmente la concibo en la línea de aquellos perennes vehículos de vivencia simbólica que nacieron con el génesis de nuestra francmasonería especulativa, y no por una razón de estancamiento de la tradición, lo que supondría una contradicción en sí mismo en el fenómeno de transmisión, dado que ésta es vida y evolución, aunque debe estar al abrigo de mutilaciones o injertos varios fruto en ocasiones de derivas conceptuales ajenas al origen de nuestra Institución, así como también a salvo de prejuicios a la moda de corrientes de pensamiento radicalizadas e incapaces de abstraerse para ver en el símbolo su acepción más amplia.

  Los arriba citados mensajes de cambio interno profundo, de elevación ética y moral, se mantienen expuestos de forma constante en todos los rituales de los Modernos, con independencia de la variopinta exteriorización formal propia de usos locales y de formas culturales al uso. Dicha grandeza referida a la atemporalidad de los rituales ha sido en ocasiones incomprendida por mentes pequeñas, confusas o manipuladas, calificando simpáticamente en ocasiones de “ritualócratas” a aquellos curadores, no de la forma, sino del fondo contenido ritual, aquel que hace posible que se abra la puerta de acceso que permite el tránsito de lo íntimo a lo grupal mediante el intercambio vivencial del conjunto de ideas simbólicas allí expuestas y contenidas. Así pues, cuando la mutación elimina el símbolo y el mensaje de origen, deja entonces de ser lo que fue, y deviene otra cosa, no sé si mejor o peor, pero distinta. Está en aquellos conocedores de dichas evoluciones y cambios, la responsabilidad de opinar y alertar si así se viere preciso, evitando que se dé gato por liebre y el pretender en contrapartida rescatar y recuperar los valores originales del Rito Moderno o Francés que lo fueron de la Orden cuando la Masonería carecía de adjetivos calificativos en sus prácticas rituales. Bien refiere sabiamente el Ritual Luquet de 1745 respecto al uso de la Razón que debemos reivindicar los Maestros, trazando y ejecutando nuestras acciones sin temor alguno a exteriorizarlas públicamente, cualidad extrapolable a la reivindicación que hacemos para el Rito Moderno y su buena práctica en cuanto a sus vehículos rituales.
  A propósito de la riqueza de su contenido, abundemos un poco en este elemento simbólico para hoy propuesto: la Plancha de Trazar.

  El Rito Moderno obvia y oportunamente vincula a la luz como símbolo del conocimiento, y concretamente a sus Tres Grandes Luces en sus distintas acepciones, directa, indirecta o articulada en Logia a través de la figura del Venerable. De modo también exquisito (magistral, diría yo) nos expone el símbolo/concepto de Joyas de la Logia que ya se nos muestra en una divulgación londinense de 1724[1] donde aparece el Diamante con toda su riqueza simbólica derivada que intentaremos analizar en otra ocasión.

  Respecto a las Joyas de la Logia, diríamos que son los emblemas preciosos de gran valor Moral y Ético, el cómo, porqué y para qué de nuestra pertenencia a la Orden y de su finalidad en definitiva. Es este Tesoro el que, por regla general, los catecismos dividen en dos partes denominadas Joyas Móviles y Joyas Inmóviles, las cuales a su vez se nos presentan con una descripción material y, otra, con un significado simbólico y moral que es, en definitiva, su asociado íntimo al abrigo del cual cada masón debe interiorizar sus reflexiones oportunas y propias.

  La descripción y desarrollo de la Joyas se nos aparece extensamente en los Rituales de Segundo Grado a lo largo del Siglo XVIII, un estadio que en sus orígenes fue terminal y culmen de la realización masónica que, posteriormente con la aparición del Grado de Maestro, cedió parte de su protagonismo originario al mismo, si bien mantuvo en los rituales posteriores a 1730[2] una riqueza amplia y un fuerte nivel de ejemplaridad en cuanto a la función misma de "enseñante" por parte del Compañero hacia los Aprendices, aspecto muy relegado en la actualidad y que ha hecho del Segundo Grado una etapa poco comprendida en toda su amplitud vivencial y responsabilidad inherente.

  Así pues, si nos proponemos adentrar en lo que es la Plancha de Trazar, ese instrumento Magisterial solo puede ser comprendido en el conjunto acompañado del resto de Joyas Inmóviles, siendo éstas representación del Estado Humano, desde lo más burdo y grosero, hasta su opuesto, es decir, desde la Piedra Bruta, pasando por la Piedra Cúbica en Punta, hasta la Plancha de Trazar. Las Joyas Móviles, escuadra, nivel y perpendicular, corresponderían a las características de nuestras acciones, interacción y actitud espiritual en aras de transitar por los estados anteriores. No es menester, por tanto, llevar a cabo un gran esfuerzo de comprensión para llegar a entender que el instrumento Magisterial por excelencia representa un Modelo Público ejemplar en cuanto a sus acciones y con un uso pleno de Razón, Sabiduría y Virtud. Pero ¿qué implicación directa supone la anterior afirmación? ¿Dónde radica la pericia que debe tener todo Maestro para el uso preciso de esta Herramienta propia y que le define?
En primer lugar basarse en la realidad vital de un permanente estado de latencia y transición entre el Aprendiz, Compañero y Maestro, contenido en su experiencia y naturaleza humana, cual humilde plano utópico que se construye y destruye permanentemente, sin cesar, como consecuencia de la dualidad inherente a su misma esencia humana, y por consiguiente animal, un ser que aspira cognitiva y espiritualmente a elevarse hasta un modelo perfecto, pero al que solamente se aproxima de manera perfectible, con perseverancia y haciendo uso de otra herramienta esencial de aplicación individual y colectiva: el Amor.
 Así, y solamente así, el Maestro se da cuenta que la cumbre del progreso iniciático no es otra cosa que vivir la realidad, una realidad plena y armónica que existe y habita en nuestro propio interior, en lo más profundo de nuestra Piedra: nuestro Diamante por exteriorizar.

Joaquim Villalta, Vª Orden, Gr.·. 9





[1] “Le Grand Mystère des Franc-Maçons découvert” (Londres, 1724)
[2] “Masonry Dissected”, Samuel Prichard (Londres, 1730)

martes, 6 de noviembre de 2012

Textos divulgativos del XVIII en el mercado

Acaba de salir al mercado el primer volumen conteniendo textos divulgativos franceses que a buen seguro supondrán una excelente fuente de estudio y análisis para los estudiosos y practicantes del Rito Moderno o Francés.
Les dejo pues con la introducción hecha por la editorial, así como el índice relativo a este volumen que forma parte de una colección de conjunto más amplia de textos antiguos que pronto saldrán también a la luz en lengua castellana.

Joaquim Villalta

Introducción a los Textos Divulgativos Franceses


La colección de textos divulgativos que ofrecemos en este volumen, como su propio nombre indica, constituye una documentación que, a diferencia de otra literatura masónica, presenta la particularidad de ir dirigida al público en general con la intención, al menos aparentemente, de dar a conocer el funcionamiento y la razón de ser de una Institución que se presenta a la sociedad con un halo de misterio.
El lector podrá comprobar, quizás con cierta sorpresa, que se encuentra ante unos escritos muy asequibles, elaborados a modo de relato en los que cabe la anécdota y el humor, y en el que las consideraciones técnicas no tienen tanto lugar como en los Catecismos o Rituales. Sin embargo, esta circunstancia característica de las obras francesas que salieron a la luz en esta época, les conceden una personalidad particular, pues sin dejar de aportar información muy interesante acerca del modo de trabajar de las Logias de la época, por su vitalidad constituyen un testimonio de la mentalidad de los miembros que las componían.
Los ocho textos presentados en este volumen, tanto en su versión original como en su traducción al español, cobran una importancia especial por contribuir, junto con el resto de publicaciones que entre 1730 y 1760 se realizaron en Francia, a cubrir una laguna en las publicaciones masónicas que en la época se daban en Europa[1]. En efecto, a partir de 1730, cesaron de publicarse textos masónicos de calidad en las islas británicas, y toda la información que sobre Masonería puede obtenerse en este periodo procede de las divulgaciones que aparecieron en suelo francés.
Ampliamente difundidas entre las capas populares, algunas de ellas tienen un carácter marcadamente denigratorio; no obstante, precisamente el hecho de esta asimilación popular no deja de presentar interés; en efecto, el pueblo llano ha sido utilizado habitualmente para ‟conservar así, sin comprenderlos, los restos de tradiciones antiguas, que a veces remontan a un pasado tan lejano que sería imposible determinarˮ, cumpliendo una ‟función de una especie de memoria colectiva más o menos ‘subconsciente’ˮ[2]. Bajo este enfoque, en estos relatos adaptados al pueblo, podrían encontrarse elementos simbólicos reales puestos ahí para asegurar su conservación, y no nos sorprendería que textos como por ejemplo el de La Franc-masona, presentado en estas páginas, pertenecieran  a esta categoría.
Entre los temas más tratados destacan los que hacen referencia al secreto masónico y a la mujer, lo cual permite gustar en varias ocasiones de párrafos ciertamente graciosos, sin desmerecer en la mayoría de los casos la seriedad de los planteamientos.
En cuanto a la información acerca de la forma de trabajar en Masonería durante estos años, la información obtenida de estos documentos está lejos de ser desdeñable. Entre otras cosas, de ellos se deduce el lugar de celebración de las tenidas, el contenido de los Cuadros de Logia, la importancia del ágape ritual, el número de grados masónicos, decoración de las Logias, presencia de grados superiores, …
No nos queda más que desear al lector el mismo placer en la lectura de este trabajo que el mismo que hemos obtenido en su elaboración.

Barcelona, 24 de Septiembre de 2012
El Editor

Textos Divulgativos Franceses

ÍNDICE

Introducción a los Textos Divulgativos Franceses (1736-1748)                  5
Constituciones, Historias, Leyes, Obligaciones, Reglamentos y Usos
de la Muy Venerable Cofradía de los Aceptados Francmasones                 7
Apología por la Orden de los Francmasones                                                73
La Francmasona                                                                                           129
El Perfecto Masón                                                                                        183
El Secreto de los Francmasones al descubierto                                            231
El Sello Roto                                                                                                265
La Escuela de los Francmasones                                                                  293
El Secreto de los Francmasones enteramente revelado                                365

ISBN:                    9788461593323
Editorial:              Editorial Librería Pardes
Año edición:      2012
Nº págs.:             380
P. V. P.:                22 €



[1] Si bien los datos que figuran impresos en las diferentes obras que consideramos acerca de las plazas de edición no parecen indicarlo así (La Haya, Maastrick, Bruselas, Jerusalén,...), todos ellos estaban escritos en lengua francesa y tuvieron su máxima expansión en territorio francés. La prohibición religiosa y también política (a partir de 1737), hace pensar que estas ubicaciones eran ficticias.
[2] Cf. ‟Le Saint Graalˮ, cap. IV de René Guénon, Symboles de la Science sacrée.

sábado, 6 de octubre de 2012

Reorganización UMURM


Desde el 1 de octubre de 2012 la Unión Masónica Universal del Rito Moderno se ha reorganizado en sus potencias rectoras, quedando la relación directiva siguiente:

Supremo Conselho do Rito Moderno - Brasil
Gran Capítulo General del Gran Oriente de Colombia
Sublime Consejo del Rito Moderno para el Ecuador
Grand Chapter General of the Modern Rite for North America and the Caribbean

De este modo quedan establecidas las relaciones y acciones masónicas constructivas que abarcan los Orientes del Brasil, Colombia, Ecuador, USA, Cuba, México y España, entre otros.

Secretaría General


From the 1st of October, 2012 the UMURM has reorganized and its current structure is as follows:

The Supreme Council of the Modern Rite - Brazil

Grand Chapter General of the Grand Orient of Colombia
Sublime Council of the Modern Rite of Ecuador
Grand Chapter General of the Modern Rite for North America and the Caribbean

Thus the relationships and organizational structures are established for the Modern Rite Masonic Orients for Brazil, Ecuador, Colombia, USA, Cuba, Mexico and Spain among others.

General Secretariat

viernes, 3 de agosto de 2012

El Capítulo holandés del Rito Moderno Frances "De Roos" (2ª Parte)

Seguimos aportando las diferentes partes del trabajo del Hermano Jean van Win sobre las Ordenes de Sabiduría  del Rito Francés y el famoso Capítulo de Roos (Holanda) 
 

III. Lo que está comprobado a propósito del Capítulo De Roos, y lo que es manifiestamente falso.

René Guilly nos dice, al igual que René-Jacques Martin, que el hermano Hendrik (Henri) van Praag era profesor de francés en Medan, Indias Orientales Holandesas, que era un Rosa-Cruz desde 1932 en el Capítulo Srogol de Java y que fue Muy Sabio del Capítulo De Roos de Medan.
Y que ese Capítulo De Roos fue revivido en 1956 en La Haya, dentro del marco de la Gran Logia Holandesa, irregularmente fundada por el hermano Onderwijngaard (en disputa con el Gran Oriente de los Países Bajos, obediencia regular reconocida por GLUI). Ese nombre, Onderwijngaard, es impronunciable para una laringe no holandesa y significa « debajo del viñedo »

¿Qué es lo que se evidencia con todo esto, y porqué el documento?

El Centro Cultural Masónico Príncipe Frederik (CMC)[1]:, dirigido hoy día por el Hermano Jac. Piepenbrock, Curador, me señala en una carta: « en todo caso, puedo confirmar que ha existido un Capítulo De Roos, por la pieza siguiente que he encontrado en los archivos. Estaba ciertamente ubicado en Medan en las Indias, que otrora fueron holandesas. Como bien sabéis, las Logias y Capítulos tuvieron que extinguir sus luces durante la ocupación japonesa »

La pieza de archivo de la CMC es una carta escrita en agosto de 1947 por el Hermano Wim S.B. Klooster de Amsterdam, un antiguo miembro del Capítulo De Roos de Medan, dirigida al Supremo Consejo (Opperbestuur) de los Altos Grados, en su demanda de ser transferido a un Capitulo holandés.

A pedido mío, la CMC me precisa que el Capítulo De Roos había recibido sus Patentes de la Orden de los Francmasones, bajo el Gran Capítulo de Altos Grados de los Países Bajos.

Al querer recuperar esa información, descubrí en una obra holandesa que discutiremos[2] en otra ocasión, que ese Capítulo había sido fundado en 1941 en Medan, sin notificación al Gran Capítulo y sin Constitución por ese último, por razones de guerra un Capítulo muy efímero y «salvaje » como se ha dicho por un Capítulo vivo y en completa autarquía, fuera de toda jurisdicción.

El Hermano Van Loo nos expone que la francmasonería fue prohibida nuevamente en Indonesia el 27 de febrero de 1961. El Capítulo L´Etoile d´Orient fue el último de seis Capítulos que trabajaban en las Indias Orientales antes de 1942. Cesan de ese modo sus trabajos en 1959-1960. La unión de dos Capítulos existentes en la época en Batavia, la Fidele Sincerité (1767) y La Vertueuse (1783) habían generado un largo período de trabajos en las «logias escocesas ». Es este período, el que finaliza en esa fecha.... En el Gran Capítulo de 1947, se adoptó una propuesta de reconocer la regularidad de los hermanos admitidos por el Capítulo De Roos, aunque este hubiera caído en "sueños" antes de esa fecha. Finalmente fueron regularizados, pero a título póstumo...

Los archivos del Hermano Onderwijngaard y de su difunta Obediencia representan poca cosa en La Haya. Algunas piezas muy generales, en las cuales no aparece jamás la cuestión De Roos.

Los archivos de la Orden de los Francmasones en los Países Bajos incluyen correspondencia acerca del asunto de la LUFM en el curso de los años transcurridos alrededor de la separación de Onderwijngaard y el Gran Oriente. Pero nada se ha encontrado hasta ese día respecto al tema del Capítulo De Roos, ni en las publicaciones de los Capítulos regulares de esa época.


Así es por lo que parece que el Capítulo De Roos de Medan, fue una creación salvaje del H. Van Praag, cuyo taller no fue jamás reconocido ni constituido por autoridad legítima alguna, el cual tuvo su fin no existiendo más, y que el Hermano van Praag, después de la guerra lo vuelve a poner en pie mediante la nueva creación de un Capítulo De Roos "bis" en La Haya, también en un contexto irregular, y de forma «autónoma » y muy « especial», como veremos.

IV. La Gran Logia de los Países Bajos del Hermano Onderwijngaard.

De 1956 a 1974, la francmasonería holandesa conoció una escisión en el seno de la Orden de los Francmasones bajo el Gran Oriente de los Países Bajos. La logia Fiat Lux fue considerada como irregular por la Gran Logia Unida de Inglaterra y por el Gran Oriente de los Países Bajos (GOdN), a pesar de la perfecta conformidad de sus rituales. En consecuencia, una Gran Logia de los Países Bajos (GdN) se forma con la escisión y vivió desde 1956 a 1974, pero desapareció con su fundador el Hermano J.C.W. Onderwijngaard (ODW), nacido en 1897 y fallecido en 1973, y la mayor parte de sus miembros se reintegraron al Gran Oriente de los Países Bajos. Ese período vio nacer interesantes iniciativas con una interesante evolución de los contactos internacionales entre francmasones europeos. En especial vive para desarrollar la amistad entre el Hermano Henri van Praag y René Guilly[3] y ello constituye el marco en el cual se sitúa la transmisión del Rito Francés, a partir de un misterioso « Capítulo fósil » holandés, a un grupo de hermanos franceses que habrían llevado el rito a su patria de origen…. ¿Qué es esto?

El Hermano holandés Bob Vandenbosch, publicó en su lengua un estudio exhaustivo acerca de esta interesante aventura masónica de su país y de esta manera rinde homenaje a los colaboradores que le permitieron reunir numerosos documentos, entre los cuales es de utilidad citar a Mme. Toos Onderwijngaard, la hija del Gran Maestre de la GdN, al Hermano Wim van Keulen, entonces colaborador del Cultureel Maconniek Centrum Prins Frederik de La Haya, donde llegará a ser Curador, el Hermano Dr. Jan Snoek, profesor en la Universidad de Heidelberg, el Hermano Drs. Evert Kwaadgras, entonces Curador del CMC Prins Frederic.

El hermano Jan C.W. Onderwijngaard, con su verdadero nombre Jan Cornelis Willem Polak, nació el 1 de julio de 1897 en Zevenbergen, en el Brabante septentrional. Era banquero y llegó a ser Consejero de Finanzas en La Haya. Toda su breve aventura obediencial se ilustra por una inevitable pero indispensable nomenclatura de fechas:

1939. Tesorero Internacional de la Liga Universal de Francmasones (LUFM)
1947. Viaje a USA, Argentina y Brasil
1948. Miembro del Capítulo De Vriendschap (Amistad)
1950. Presidente Internacional de la LUFM
1956. Separación del GOdN (Irradiado como miembro en junio) con 18 hermanos después del rechazo del GOdN a la ratificación de la nueva logia Fiat Lux.
1956. Separación con los Altos Grados, a consecuencia de su separación con el GOdN, renuncia a la presidencia de la LUFM y al grupo holandés de la Liga.

Se subraya aquí que es el mismo año en que Henri van Praag funda en la Haya, su segundo Capítulo De Roos.

1957. Fundación de la Gran Logia de los Países Bajos, donde llega a ser Gran Maestre.
1961. La GdN se convierte en uno de los co-fundadoras de CLIPSAS[4].
1961. Iniciación del Rey Hussein de Jordania en la GdN.
1961. El H. Hussein acepta la Gran Maestría honoraria de la GdN.
1962. Creación del Consistorio Internacional de Jerusalén[5] 81)
1970. Diversas enfermedades y ataques tras cuyas secuelas le queda una invalidez parcial
1971. La Gran Logia ya no es dirigida por el Hermano OWD, pero no quiere o no puede delegar.
1973. Fallecimiento del Hermano ODW antes de realizar su proyecto de retorno de su GdN al GOdN.
1973. Lucha interna por la Gran Maestría y retorno de la mayoría de los Hermanos hacia el GodN.

Ese estudio extremadamente voluminoso de 20 páginas, no hacía en ningún momento la menor referencia a ningún Capítulo De Roos. Tampoco las publicaciones editadas por la logia Fiat Lux de la GdN, que han sido consultadas en los años precedentes y siguientes a la supuesta creación de un Capítulo De Roos, no publican una sola palabra al respecto.

Solo el Hermano Henri van Praag, en un número especial consagrado al jubileo 1957-1967, hace una breve alusión a Medan en un discurso que pronunció, en el cita una cierta logia Dely, que es en realidad una región situada en el norte de Sumatra, reputada por su tabaco... Esa logia no esta citada en la tabla onomastica de la obra del TRF P J.van Loo: Geschiednis van het Hoofdkapittel der Hoge Graden in Nederland.

En cuanto a la parte principal de los archivos de la GdN, aparece, en el estudio del Hermano Vandenbosch, que fueron destruidos después del deceso del Hermano ODW.

Siendo el sobrino del Hermano ODW, el Hermano Jan Schats, quien procedió a su destrucción, y ello será el origen de la desaparición de numerosos objetos de valor (Testimonio del Hermano Wim van Keulen, antiguo Curador del CMC Prins Frederik).

No se puede afirmar que las informaciones concernientes al Capítulo De Roos, jamás figuraran en esos archivos. Sin embargo, en el estudio cronológico del Hermano Vandenbosch, la fundación y las supuestas relaciones con un Capítulo De Roos entre los años 1962 y 1967, faltan totalmente. El año crucial de 1963 no es citado.

¿Por qué René Guilly fue a buscar una « Patente » de ese discutible Capítulo De Roos, del cual probablemente conocía – aunque no se sabe ciertamente- la precariedad y su poca credibilidad?
Porque en 1963, René Guilly pertenecía al Gran Oriente de Francia, que no tenía relaciones ni reconocía a la Orden de los Francmasones de los Países Bajos, donde Guilly pensaba que se practicaba aún el Rito Francés. Él no podía dirigirse a esa obediencia regular, sabiendo que el mismo y sus hermanos eran irregulares.

Sin duda él creía haber resuelto el problema al reencontrar a Henri van Praag, dentro del marco de la LUFM, en la cual parecía interesarse[6],ya que el Capítulo podría poseer una filiación por su antigua pertenencia al Capítulo de Medan que él había «revivido » en 1956 en La Haya, fuera de toda obediencia. Eso explicaría la calificación de «amigo personal » dado por Guilly a van Pragg (ver la carta citada).


Conclusión: El Capítulo De Roos de Medan jamás trabajó en el Rito Moderno Francés, sino en el Rito Holandés « por analogía » y sin ningún asomo de una Patente... Guilly había recibido una filiación holandesa y ninguna patente francesa. En 1964, abandona al Gran Oriente de Francia para adherirse a la Gran Logia Nacional Francesa (Opera) y ocupa las funciones de Tesorero Federal desde 1966 a 1967. El 26 de abril de 1968, la Logia Nacional Francesa fue creada bajo su impulso por tres logias con patentes regulares[7] (1).

V. Los extraños intercambios entre René Guilly y Henri van Praag.

Desde el mes de septiembre de 2009, el autor de este estudio ha enviado 14 e-mails al Hermano Roger Dachez, solicitándole precisiones sobre el Capítulo De Roos y las eventuales informaciones que estarían contenidas en los archivos del Capítulo metropolitano Jean -Théophile Désaguliers. Por desgracia, como todos sabemos, el Hermano Dachez está muy ocupado profesional y masónicamente hablando, y quedó en darme una respuesta del 30 de mayo, lo cual promete impulsar esa investigación a la vez que me tenía al corriente. He aquí los sorprendentes contenidos:

En lo que concierne al Capítulo De Roos, había sido creado bajo el Primer Imperio y continuó por milagro funcionando hasta épocas modernas, bajo la reserva de una suerte de acuerdo con el Supremo Consejo de los Países Bajos en términos de que los hermanos que venían eran reconocidos como 18º, y podían así proseguir su carrera en el REAA....

El Capítulo Jean-Théophile Désaguliers fue creado, patentado e instalado en París por los oficiales del Capitulo De Roos en 1963. Tengo todos los documentos de la época.

Desgraciadamente, en mi conocimiento, ese Capítulo De Roos cesó sus actividades hace unos cuantos años. Ignoro porqué y que fue de los Hermanos que lo componían.

Todavía estoy aguardando una respuesta que no parece fácil de aportar. Eso es lo lamentable y debo agregar al archivo la copia del correo que le he dirigido con fecha del 14 de junio de 2011 y que es la siguiente:

"Debo terminar un trabajo de investigación antes de octubre de ese año. ¿Sería usted tan amable de solicitar a su archivista buscar en los archivos del Capítulo JT Desaguliers, todo lo concerniente a la transmisión recibida por René y sus amigos de manos de Henri (Hendrik) van Praagg en La Haya (Den Haag) en 1963 ; cuando era el Muy Sabio de un Capítulo De Roos.
De lo que estoy seguro a esta hora es que el Capítulo De Roos existió en Medan en las Indias Orientales Holandesas bajo la obediencia du Hoofdbestuut der Hogen Graden in Nederlan regulier y que ese Capítulo De Roos no existe desde hace mucho tiempo, según el Cultureel Maconniek Centrum des Pays Bas.

Es cierto también que Hendrik van Praag fundó otro Capítulo De Roos después de la guerra, en La Haya, esta vez bajo la obediencia de un Supremo Consejo efímero creado con todas piezas dispersas por el Hermano Ondernwijngaard (autor también de una efímera Gran Logia de los Países Bajos) fuera de toda regularidad, ese hermano buscaba unirse a la LUF (Liga Universal de los Francmasones) adonde el Gran Oriente de los Países Bajos, muy regular no podría acercarse en ningún caso.

Parece probable que el Hermano Hendrik van Praag, a la vez belga y judío de muy mal carácter, haya copiado en un cuadro a la vez irregular e ilegítimo eso que otras veces había vivido en un cuadro regular, en las Indias, pero descartando toda filiación, parecería, que era un fundador reputado, notablemente por Petitjean. Yo tengo la prueba de que otros Hermanos del Capítulo De Roos de Medan se le unieron, el Hoofdbestuur regular desde 1947.

Aparece como consecuencia que las Patentes, o mas exactamente una filiación iniciática y no otra, fueron transmitidas a René Guilly por un antiguo miembro renunciante del De Roos de Medan, que había refundado un nuevo De Roos en La Haya, sin poseer patente alguna pues Onderdenwijngaard navegaba solo y por poco tiempo.

Comprenderás que el testimonio de tus archivos será muy precioso, ya que se trata de una contestación o de una afirmación de esto que antecede, pues ese testimonio es el único que puede dar la luz sobre un punto de la historia, y te ruego agradecer de mi parte a tu archivista por su rápida contribución en la búsqueda de la realidad.

Con todo mi amistad fraternal"
Jean van Win

Parece llegado el momento de proponernos algunas cuestiones que a día no tienen respuesta, pero donde los elementos expuestos más arriba al menos permiten esbozar una explicación.

1. Porqué Henri van Praag se unió a la audaz secesión del hermano Onderdenwijngaard?

Para conseguir una base de reclutamiento de su Capítulo, el cual creó fuera de toda regularidad en 1956, el año mismo en que Onderdenwijngaard deja los Altos Grados regulares de los Países Bajos. Era para van Praag el único medio de asegurar una base de reclutamiento para su Capítulo De Roos "bis", pues de lo contrario jamás habría funcionado.

2. ¿Porqué René Guilly tomó contacto con Henri van Praag ?

René Guilly había recibido el grado Rosa Cruz en el Capítulo parisino de Rito Francés L´Étoile Polaire. Eso le dio una filiación iniciática en el seno del rito, pero nunca una Patente oficial, en el sentido en que se entiende en el seno de la francmasonería de tradición.

3. Por tanto al tenor de todo esto cabe preguntarse: ¿Quién era Henri van Praag ?

Hemos visto antes que las apreciaciones sobre ese Hermanos en cuestión están como bastante lejos de ser favorables.

Parece ahora que había creado un Capítulo autónomo e independiente del de Medan, Capítulo que jamás fue constituido ni aún reconocido por su autoridad de control, si no a título póstumo. Parece haber recomenzado con eso después de la guerra, en La Haya, con un Capítulo De Roos "bis", bajo la obediencia de hermanos secesionistas del Gran Oriente de los Países Bajos, pero sus vínculos con la Gran Logia de los Países Bajos jamás han sido documentalmente establecidos. En efecto, todos los archivos de esa breve obediencia fueron cuidadosamente destruidos por el sobrino de ODW. El Capítulo De Rooss "bis" es una creación nueva, de motu propio y personal, sin pasado, sin historia y sin Patente.

El 2 de julio de 1989, interrogué acerca del asunto del hermano Henri van Praag al Gran Canciller del Gran Capítulo regular de los Países bajos, quien me respondió, en holandés, esto que he traducido:

"En lo que a mi concierne, Monsieur(sic) Hermano van Praag, nacido el 14 de septiembre de 1893 en Antwerpen ( Anvers), fue hecho miembro del S. Capítulo Strogol[8] (sic) el 2 de marzo de 1932. El S. Capitulo Strogol estaba situado en el valle de Bandoeng en las Indias Orientales Holandesas. El Hermano van Praag abandonó nuestra Orden y los grados azules en 1956(..). El Hermano van Praag era profesor de francés y probablemente de origen belga. Era judío y según algunos hermanos que le conocieron y recordaban eso le causó muchos problemas. Presumo que en el ínterin, el Hermano van Pragg falleció[9]".

En esta carta de alto nivel, no se menciona tampoco nada del Capítulo "fantasma" De Roos...
A título anecdótico, la condición de judío de Hendrik van Praag puede ser comparada con la de Jan Ondernwijngaard[10]. Sabemos que se llamaba en realidad Jan Cornelis Willem Polak. Es de pública notoriedad, en los Países Bajos, que su banco era una "tapadera" para ocultar durante la guerra, asuntos oscuros « germano-anglo-americanos » que se realizaban en los mas altos niveles, el W.E.A. (West Europeesche Administratienjantoor) donde el financiero judío de La Haya, Jan Polak asumió de hecho la dirección.

Bizarría suprema, pues en 1943, por decisión particular de Seyss-Inquart, Comisario del Reich para la Holanda ocupada, le fue otorgada la condición de «ario honorario », lo que le daba el derecho de llamarse Jan Ondernwijngaard. En la W.E.A. se encuentra entre otros los nombres de industriales alemanes y británicos Thyssen y Merton.

.
¿Cómo habría conocido René Guilly a Henri van Praag ?. Henri van Praag hablaba francés, por que era profesor de esa lengua en la universidad de Djakarta, según se lee de la pluma de René- Jacques Martin. Se interesaba en la LUFM y en el espíritu internacionalista de la futura CLIPSAS, al igual que el Hermano ODW y según Pierre Mollier, René Guilly también, para esa época[11].

Es posible que se haya encontrado en ese marco, lo que explicaría que Guilly le presentara, en la carta citada antes, como «un amigo personal ». El 26 de octubre de 1991, René Guilly escribe a Jean van Win: « H.W. van Praag en esa época estaba en desacuerdo con la orientación oficial holandesa. Tuve con él algunas entrevistas al respecto. 1956 debe ser la fecha de su retiro y retorno a los Países Bajos ». Esa « orientación oficial » era la negativa de parte del GOdN de involucrarse en esas relaciones « muy poco regulares » con la LUFM y la futura CLIPSAS.

VI. La opinión de Pierre Mollier, historiador y Gran Bibliotecario del Gran Oriente de Francia.

Pierre Mollier, que no necesita presentación, escribió estas sorprendentes líneas en un artículo titulado Gran Capítulo General, que puede encontrarse en Internet, pero desconozco la fecha y que debe remontarse a bastante tiempo atrás:

En 1963, algunos masones parisinos, todos titulares del grado de Rosa Cruz, congregados alrededor de René Guilly (que había recibido ese grado en el Capítulo l´Etoile Polaire constituido en 1839 en el Rito Francés), decidieron revivir los altos grados del Rito Francés. El Soberano Capítulo Francés Jean-Théophile Désaguliers se constituyó con una Patente y una filiación tradicional del Capítulo holandés De Roos (La Rosa).
En efecto, el Gran Capítulo de los Altos Grados de los Países Bajos, creado en épocas de la dominación francesa, continuó la práctica hasta nuestros días, del Rito francés. A partir del Capítulo Jean-Théophile Desaguliers, se crearon otros Capítulos en Francia en los últimos 30 años.
Esto retoma de forma sorprendente el bien conocido mito, que como hemos visto es insostenible por las razones enunciadas todo a lo largo del presente estudio.

Así es que escribí a Pierre Mollier una larga carta argumentada, con fecha del 18 de agosto de 2011, donde el párrafo esencial es este:

« Tú me ayudarías mucho en mi investigación si me acompañas en la identificación del Capítulo Francés residente en Holanda para los años 1804 a 1814 que, según una oscura tradición fue susceptible de haber otorgado patente al holandés De Roos. Si alguna vez existió, debe estar registrado en GCG del GODF. De lo contrario debió un ente imaginario".

El 26 de agosto de 2011, al regreso de sus vacaciones, Pierre Mollier me llama por teléfono y sostuvimos una conversación sorprendente, muy esclarecedora e instructiva que en sustancia se resume de esta manera:

Pierre Mollier supone que René Guilly había conocido sin duda alaguna a Henri van Praag durante sus contactos e intercambiados a propósito de la LUFM y del CLIPSAS, y que jamás hubo un capitulo De Roos en Holanda, y de todas formas, un Capitulo de la época del imperio, debía llevar el titulo de una logia azul a la que continuaba, que en 1963 nadie en Francia sabía mucho del Rito Francés ; y que Guilly sin duda se contentó con una vaga declaración de van Praag que había hecho alusión a su antigua pertenencia a un capitulo De Roos en las Indias Holandesas, y abusivamente presentado como siendo parte esencia del Rito Francés ; que en Holanda jamás se practicó en ningún caso tal rito, ni jamás solicitó una Patente para ello (tomo esto de Jan Snoek en ocasión de una entrevista en la revista Renaissance Traditionnelle) ; o sea que todo ese asunto De Roos es una fábula (sic) ; que Guilly probablemente no veía claro en esa atmosfera poética y romántica, y finalmente me pidió le enviara una copia de mi estudio.
Pierre Mollier agrega que el GODF no le interesa en este asunto, y considera el caso De Roos como una fábula. Que la única verdadera filiación de Guilly es la obtenida en l´Etoile Polaire, que hizo un Rosa Cruz del Rito Francés mucho mas creíble, y que todo el resto de la evolución del Rito Francés se deriva del único capitulo Jean-Théophile Désaguliers.

Agrega además, que la filiación y las Patentes de el Brasil no se asemejan a nada (es lo que René Guilly me había escrito en estos términos[12] : « denunciamos, como se merecen, las aventuras burlescas que consisten en buscar una filiación del Rito Francés... en Brasil (como acaba de hacer una masonería que se dice regular) ».

A todos los historiadores les ocurre lo mismo de tiempo en tiempo, que no controlan suficientemente sus fuentes y se hacen cargo de teorías venidas de no se sabe donde, pero que supuestamente reflejan «lo que todo el mundo sabe ». Es propio de los verdaderos historiadores reconocer los errores que pudieran haber cometido, de revisar sus juicios y de hacerlo saber honestamente. Es lo que ha hecho Pierre Mollier.


Esta claro que la comprensión de Pierre Mollier acerca de esos eventos, hoy en día es lúcida y fundada, excepto en sus últimas conclusiones, que no puedo compartir.

Jean van Wim

Traducción de Saul Apolinaire)

[1] Cultureel Maconniek Centrum Prins Frederik
[2] P.J. van Loo, op.cit., page 146.
[3] René Guilly certifica que hubo numerosas conversaciones al respecto con el Hermano van Praag.
[4] Centre de Liaison International des Puissances signataires de l´Appel de Strasbourg
[5] Dos hechos pueden recordarse, sin sacar conclusiones: el H.Polak era judío y van Praag también.
[6] Pierre Mollier a Jean van Win, por teléfono, agosto 2011.
[7] Alaim Bernheim en Masonic Papers : Homenaje a René Guilly. Pietre Stones Review of freemasonry
[8] Un gran error del Gran Canciller; se trata del capitulo Srogol, mencionado a menudo y correctamente en diversas publicaciones oficiales del Gran Capitulo que el Gran Canciller debería haber leído.
[9] Carta del 2 de julio de 1989 del Dr. W.Birza. Gran Canciller del Gran Capitulo de los Países Bajos. Gravenhague (La Haya).
[10] http://www.vrijmetselaarsgilde.eu/BvdBGilde.htm
[11] Conversación telefónica con Jean van Win del 26 agosto de 2011
[12] Carta autógrafa de René Guilly à Jean van Win, del 26 octubre de 1991.

lunes, 16 de julio de 2012

El Capítulo holandés del Rito Moderno Francés "De Roos" (1ª Parte)

Aportamos este novedoso trabajo del Hermano Jean van Win sobre los grados de continuidad en el seno de las Ordenes de Sabiduría del Rito Francés, que es la primera vea que se traduce al castellano de forma integra, y que viene muy bien para poner en solfa algunas teorías que defienden la continuidad de las Ordenes de Sabiduría  a través de la patente del Capitulo de Roos. Cuestión que el Hermano y miembro de la Academia Internacional del Vº Orden del Rito Moderno de la Unión Masónica Universal del Rito Moderno, deja clara incluyendo en su trabajo la correspondencia mantenida con los referentes del Rito Francés en el país galo. Saquen ustedes, queridos lectores, sus propias conclusiones...
 


Diversos autores, de muy numerosos lugares han afirmado que el despertar de las Órdenes de Sabiduría del Rito Francés, se produjo en Europa a través del Canal de los Países Bajos.
Esa hermosa, romántica y seductora historia, fue resumida por el Muy Ilustre Hermano Pierre Petitjean en el número 37 de julio del 2006 de la revista La Chaine d´ Union[1], pagina 79 y siguientes, y cuyo contenido analizaré y comentaré durante el presente estudio.
I. La historia y la Leyenda
El relato habitual.
« Hacia la mitad del siglo XIX, los Capítulos que trabajaban en el Rito Francés, desaparecieron... El despertar tendrá lugar cien años más tarde, gracias a la tenacidad de quince hermanos pertenecientes al Gran Oriente de Francia... Los cuales se afiliaron al Capítulo De Roos en La Haya (Países Bajos), último Capítulo francés en Europa, y le solicitaron una Carta Patente para establecer en París, el 30 de noviembre de 1963, un nuevo Capítulo que denominaron Jean-Théophile Désaguliers..."
Aquí tenemos los extractos más significativos de la columna grabada en la tenida inaugural de ese Capítulo:
« En el año de mil novecientos sesenta y tres, y de la muerte de Nuestro Redentor mil novecientos treinta, el día 30 del octavo mes de la Verdadera Luz 5963, día de San Andrés de Escocia ( treinta de noviembre de la era vulgar), quince Caballeros del Águila, Perfectos Masones Libres y Soberanos Príncipes Rosa Cruz, se reúnen en el Valle de París, al Oriente de Heredom, cuyo punto corresponde al Zenith, en un lugar muy fuerte, muy retirado, y muy cubierto en el cual reinan la Fe, la Esperanza y la Caridad ( 13 villa des Acacias, 9 Bd. Jean Mermoz en Neully-sur-Seine, a las 10 horas de la mañana).
« Esos quince Caballeros, los miembros del Soberano Capítulo De Roos, del Valle de La Haya, son, por orden alfabético de sus nombres los Hermanos Paul A.; Edouard F.; Serge D.; Pierre F.; Jean de F.; Jacques G.; Pierre M.; Vincent P.; Pierre de R;, Albert R.; Hartmut S.; Christian V.; todos iniciados en el seno de ese Capítulo; René Guilly y Jacques M., regularmente afiliados en el seno de ese Capítulo; Henri van Praag, Perfecto Maestro Fundador[2] y sostén de ese Capítulo. Además se encuentran presentes el H. C.J.R.; miembro visitante del Soberano Capítulo De Roos, Valle de la Haya. El Trono de Sabiduría está ocupado por el Muy Ilustre Hermano van Praag, el más antiguo[3] ".
« El Muy Sabio y Perfecto Maestro Henri van Praag declara que ha recibido una Plancha burilada emanada de los quince Caballeros presentes ese día, y miembros del Soberano Capítulo De Roos en el Valle de La Haya, teniendo el deseo de poder practicar en el Valle de París y en el seno de un Soberano Capítulo Francés, bajo el título distintivo de Jean-Théophile Désaguliers, los cuatro grados que les son queridos: los de Elegido, Escocés, Caballero de Oriente y Soberano Príncipe Rosa Cruz....
El Muy Sabio y Perfecto Maestro, en virtud de los antiguos privilegios de los Soberanos Príncipes Rosa Cruz, Caballeros del Águila, Perfectos Masones Libres, declara entonces constituido en el Valle de París, el día de San Andrés de Escocia, el Soberano Capítulo Jean Théophile Désaguliérs ».
« La importancia de esta creación no puede comprenderse mas que situándola en la extensa historia del Rito Francés. Como dirá mas tarde, con ocasión del cuadragésimo aniversario de ese Capítulo, el BAF[4] Roger Dachez: «Lo que puede parecer el inicio de una aventura es en realidad el arribo de un largo viaje » Esa aventura- pues lo era, y esperamos que lo sea por siempre- se prolongó durante unos diez años, y se originó, va de suyo, en el seno de la llamada cuna histórica del Rito Francés, es decir en el Gran Oriente de Francia » [...].
« Para los Hermanos del Rito Francés Moderno Restablecido, en sus inicios en los años sesenta, ya muchos de entre ellos poseían el grado 18º del REAA, y podían contentarse con una equivalencia más o menos arbitraria que proclamaba la homonimia de los títulos justificada por sí sola su legitimidad a través del despertar de los Altos Grados del Rito Francés sin importar su lugar de origen, el GODF, lo cual parecía masónicamente hablando difícil de aceptar »
El mito imaginario
Es entonces cuando se manifiesta la Providencia, de la cual Chamfort decía que no era otra cosa que el nombre bautismal de la casualidad....Los contactos realizados lo fueron de manera fortuita[5] con el Muy Sabio y Perfecto Maestro de un Capítulo, que llamaremos «fósil masónico », el Capítulo De Roos, el cual los franceses habían fundado bajo el primer Imperio en una Holanda anexada, cuando La Haya, cabeza del departamento de Bouches-de-la-Meuse, desconocía masónicamente la autoridad del Gran Oriente de Francia.
"Ese Capítulo francés había sobrevivido, el tiempo no lo había vencido y aún subsistía a mediados del siglo XX, no habiendo jamás cesado de existir, sin percatarse que se había convertido en el último conservatorio de los Altos Grados del Rito Francés ».
« Como se dijo, en esa época, la élite cultivada de los Países Bajos, era muy aficionada a hablar y cultivar la lengua francesa. El propio Muy Sabio del Capítulo, la enseñaba como profesor. El vínculo se estableció fácilmente[6] y el resto continuó sin dificultad, y los hermanos fueron recibidos en el IV Orden en La Haya algunos meses mas tarde. El Soberano Capítulo Francés Jean Théophile Désaguliers que se fundó en Neully, fue asumiendo de modo inmediato la función natural a modo de «Capítulo Metropolitano para Francia» y desde ese momento cargó con la ruda tarea de llevar por muchos años, la llama y bandera de las Ordenes Capitulares del Rito Francés ».
«El Capítulo De Roos, desde hacía mucho tiempo no trabajaba mas que en el IV Orden, confiriendo los tres primeros Ordenes por comunicación, cosa que los Hermanos del Soberano Capítulo Jean-Théophile Désaguliers evidentemente no querían hacer ».
Este relato, totalmente mítico como intentaremos demostrar, se contradice con la versión que dieron dos de los principales protagonistas de la época: René Jacques Martin[7] y René Guilly. En particular, los contactos realizados de manera fortuita, y el vínculo establecido fácilmente, y que hemos subrayado mas arriba, indican el establecimiento de una relación reciente.
Tengo la felicidad de haber conocido y frecuentado a los dos autores, y de haber intercambiado con cada uno de ellos una importante correspondencia que hoy nos permite a su vez, ir más allá del mito, y establecer la realidad histórica de esos eventos tan importantes de cara a poder esclarecer el Renacimiento del Rito Moderno Francés en Europa.
Nótese ante todo, una laguna de cierta dimensión en el relato del Hermano Roger Dachez. Pues nada se ha dicho sobre la existencia de un Capítulo De Roos fundado en Medan, en las Indias Orientales Holandesas, en el cual Henri van Praag era un miembro, y grado Rosa Cruz.
Volveré sobre este asunto con cierto detalle más adelante.
Tampoco nada se dice del asunto «del Francés », más bien impreciso, y que habría fundado De Roos bajo el imperio francés en los Países Bajos. La mayor parte de las logias de ese país llevaban con orgullo su título distintivo en lengua francesa, o en lengua latina, y es sorprendente que, bajo el Imperio y a pesar de que los Capítulos eran parte integrante de una logia simbólica, los franceses (!) hubieran preferido dar (a esta) un título distintivo... tan holandés !
Tenemos aquí algunos ejemplos, y se verá que en muchas logias y Capítulos en esa época se hablaba en francés al igual que en nuestros días, porque el autor de estas líneas fue en 1995 oficial de un Capítulo del Rito Holandés en Leyden, Países Bajos, que trabajaba en francés.
Ejemplos de títulos distintivos, en lengua francesa, de logias holandesas de los siglos XVIII y XIX: Les Amis Réunis; L’Aurore; La Charité; La Bien-Aimée ;Concordia Vincit Animos; La Constance; Credentes Vivent ab Illo ;L’Espérance; Fides Mutua; Frédéric Royale;Guillaume aux Dix-Sept Flèches; La Paix;La Parfaite Union; La Philanthrope; Le Profond Silence; Ultrajectina; L’Union Frédéric; L’Union Provinciale; L’Union Royale
La Vertu ;Vicit Vim Virtus[8].
Finalmente, las bases de datos de diversas instituciones masónicas holandesas que fueron consultadas no señalan la existencia de ninguna logia ni Capítulo que llevase el título De Roos, a excepción hecha de un Capítulo no reconocido trabajando en Medan, en las Indias Orientales Holandesas, y sin la menor constitución iniciática, como demostraré a los largo de este trabajo.
A veces se evoca la logia militar de un regimiento francés de ocupación, que no ha dejado rastro en Francia ni en Holanda, y del cual jamás se ha presentado la menor prueba documental para poder establecer y sostener las diversas afirmaciones que se ha hecho al respecto.
Veamos entonces como se desarrolló esa masonería de Altos Grados en los Países Bajos. Daremos la palabra a los principales protagonistas del Renacimiento del Rito Moderno Francés en Europa.
Nacimiento y desarrollo de los Altos Grados Modernos franceses en los Países Bajos.
Extracto de una hoja Din A4, tres partes, dos caras plegadas, editada en holandés por el Supremo Consejo de la Orden de los Francmasones bajo el Capítulo de los Altos Grados de los Países Bajos. (Traducción literal por Jean van Win).
« Después de la penetración de la francmasonería en Holanda, hacia 1730, otras formas de trabajos masónicos fueron rápidamente penetrando en su mayoría desde Francia.
Poco después de la constitución de logias masónicas (azules) en nuestro país, aparece la práctica de lo que ulteriormente se conocerá como los Altos Grados.
En los rastros que dejó una de las cinco logias fundadoras que participaron en la creación de la Orden de los Francmasones, se menciona que el 12 de septiembre de 1756, esa logia trabajó en el transcurso de una misma tarde, « en el escocés » (esa calificación nada tiene que ver con Escocia ni con el Rito Escocés; su origen debe buscarse en los grupos de estuardistas emigrados a Francia), según pretende indicarnos ese folleto.
« Una logia Escocesa que llevaba el mismo nombre que su logia madre y se componía de los mismos miembros que la anterior. No había ninguna uniformidad en el trabajo, ni en la organización de las logias escocesas. Desde 1774, se hicieron diversos esfuerzos para ubicar a las logias escocesas bajo la autoridad de una administración superior (hoofdbestuur).[9] En aquella época había 24 logias escocesas en nuestro país. Algunos días después de la reunión de la Gran Logia de las logias simbólicas, dichos talleres fueron convocados el 20 de mayo de 1776 a otra reunión en La Haya.
El objeto de esa reunión era la constitución de una Gran Logia Escocesa, que debería servir para "sostener y revivir la masonería azul cada día azul más declinante y mas debilitada ».La reunión concluyó con la creación de un Reglamento (Wetboek: Volumen de la ley) en el cual no se hablaba más que de Elegidos y Escoceses.
La segunda reunión de la Gran Logia Escocesa tuvo lugar el 19 de mayo de 1777; los registros hacen por primera vez una referencia a los «Capítulos Escoceses ». La tercera reunión de la Gran Logia Escocesa es del 18 de mayo de 1778, y la cuarta y última es del 5 de junio de 1786.
« La asamblea constituyente que debía erigir el Gran Capítulo de los Altos Grados (Hoodfkapittel der Hoge Graden) se reunió el 15 de octubre de 1803. Esa jurisdicción, independiente del Gran Oriente de los Países Bajos, recibió la soberanía sobre los grados siguientes:
-Elegido o Maestro Elegido
-Caballero de San Andrés (formado por los grados de Aprendiz Escocés, -Compañero Escocés y Maestro Escocés)
-Caballero de la Espada o de Oriente
-Soberano Príncipe de la Rosa Cruz.
Al principio no se practicaron más que los tres primeros grados, y el grado de Rosa Cruz se confería por comunicación. Ese grado, sin embargo, fue tomando por su contenido una importancia cada vez mayor, hasta tal punto, que los trabajos de Capítulo se limitaban a ese grado en tanto que los otros tres se conferían por comunicación (1854).
El ritual del grado de Rosa Cruz diseñado en 1803 expresaba, según la opinión de numerosos hermanos, un cierto halo cristiano dogmático en el cual algunos hermanos no podían encontrarse muy a gusto. Con el transcurso de los años, ese ritual fue cuestionado por muchos otros Capítulos que llegaron en ocasiones a suprimirlo.
Durante la elaboración del ritual de 1937, se partió de la idea de que tomando en consideración el carácter religioso del grado podría aceptarse que el sentimiento religioso del grado de Rosa Cruz era de naturaleza universal y que no estaba referido a un culto (Godsdients) en especial.
Los Altos Grados históricos. Raíces de nuestro ritual holandés.
[…] "Es por analogía con la serie de 7 grados del Rito Francés o Rito Moderno, que el Gran Capítulo de los Altos Grados, en el momento de su constitución en 1803, se conformó su estructura sobre siete grados".
« En razón del plan reformador de 1786, resultante del trabajo de la comisión ad hoc del Gran Oriente de Francia, el Rito Francés o Rito Moderno en relación directa con los tres grados simbólicos  fue compuesto del siguiente modo:
Primer Orden: Maestro Elegido
Segundo Orden: Maestro Escocés
Tercer Orden: Caballero de Oriente
Cuarto Orden: Caballero Rosa Cruz
[...]
Esos tres Ordenes se denominaron, desde 1854, « Altos Grados Históricos ». Constituían los tres grados intermediarios de la Orden de los Francmasones bajo el Gran Capítulo de Altos Grados de los Países Bajos.
El cuarto Orden, es el que proviene el grado de Soberano Príncipe de la Rosa Cruz (Soeverein Prins van het Rozekruis) » Fin de la cita.
Este mismo texto se encuentra in extenso en el opúsculo holandés titulado «Rituaal van de Graad van Soeverein Prins van het R+, 1937 », reeditado en 1992 por la Orden de los Francmasones, bajo el Gran Capítulo de Altos Grados en los Países Bajos, opúsculo que contiene un prefacio del Muy Respetable Hermano J.A. Veening, Gran Maestre de la Orden.

Conclusión: Se desprende claramente de estos documentos oficiales que jamás los Altos Grados de los Países Bajos trabajaron según el Rito Moderno Francés, aunque se habían constituido por analogía en ese sistema. Pero además se desprende que jamás hubo Patente alguna y menos que le fuera acordada por el Gran Oriente de Francia. Las más altas autoridades masónicas de Batavia, como el profesor Dr. Jan Snoek, actualizan esta afirmación, como se verá un poco mas adelante; los Países Bajos siempre han practicado esos Altos Grados holandeses según sus necesidades específicas y con total independencia.
Los relatos publicados en Francia respecto al asunto de la masonería holandesa son contradictorios, oscuros y poco fiables. Además son parciales e incompletos. La existencia de un «Capítulo fósil » del Rito Francés, jamás ha sido probada y menos identificada, por lo que obviamente el resto bien pudo no haber existido.
Es tiempo ahora de dar la palabra a quienes vivieron esos eventos y que han dejado una traza autorizada y definitiva.
II. Relación de los hechos según los principales testigos y actores.
Carta autógrafa del Hermano Muy Respetable Jacques Martin al Hermano Jean van Win, con fecha del 5 de febrero de 1989 (extractos):
« La secularización de los rituales del Gran Oriente de Francia llevó, allá por los años 60, a que ciertos Hermanos se interrogaran acerca del pasado de su querido rito y por ende sobre su devenir. El rito fue denominado «Rito Moderno Francés Restablecido ». La formulación debe ser respetada escrupulosamente. Moderno: para indicar la filiación a la Gran Logia de los Modernos de Londres (1717); Francés: para marcar los aportes franceses ulteriores como los del compañerismo y los cuatro Ordenes superiores: El Primer Orden: Elegido Secreto; el Segundo Orden: Gran Elegido Escocés; el Tercer Orden: Caballero de la Espada; el Cuarto Orden: Soberano Príncipe Rosa–Cruz. Restablecido: por tener en cuenta símbolos «desaparecidos ».
La primera logia tenía el título distintivo «Du Devoir et de la Raison » (Del Deber y Razón), Oriente de París, GODF. Frente a ciertas dificultades con las que se encontraron en el seno de su obediencia, los Hermanos del GODF emigraron a una logia de la GLNF-Opera: « Les Forgeron du Temple ». Transformaron el título distintivo que pasó a ser « Jean Théophile Désaguliers ». Una segunda logia al Oriente de Lille, fundada por mí, titulada « James Anderson » e instalada el 10 de mayo de 1964 por Pierre de Ribaucourt y René Guilly, que entonces era el VM de Désaguliers.
René Guilly hizo recibir Soberanos Príncipes Rosa Cruz a algunos Hermanos parisinos por medio del Capítulo «De Roos » (La Rosa), trabajando en el Rito Holandés. En efecto, se trata del mismo rito.
El Capítulo Rosa Cruz «De Roos » estaba presidido por un profesor de la universidad de Djakarta que había sido prisionero de los japoneses de los cuales guardaba el peor recuerdo: Hendrik (Henri) van Praag. Ese hermano tenía una[10] edad avanzada en 1963 (1)
El 30 de noviembre de 1963, el Capítulo « De Roos » compuesto de su Muy Sabio van Praag, dos Hermanos holandeses y sus miembros franceses, abrieron regularmente los trabajos instalando al Muy Sabio René Guilly y a los oficiales y consagraron el nuevo Capítulo bajo el título distintivo «Jean Théophile Desaguliers » en el templo de la villa de las Acacias al Oriente de Neully-sur- Seine. Afiliaron a los Hermanos franceses ya Rosacruces, como yo mismo (yo había sido recibido Rosa Cruz por el Capítulo «La Lumiere du Nord », Valle de Lillem bajo la Obediencia del Gran Colegio de Ritos).
Ese día fueron iniciados Rosa Cruz los Hermanos Pierre de Ribaucourt, el escribano Pierre Mariel, Bob Royaut, Vicente Planque, Harmut Stein (...). Olvidaba al Hermano Fano, futuro Gran Maestre de la GLNF-Ópera. El Soberano Gran Comendador del Colegio de Ritos, Francis Viaud, en razón de sus funciones no pudo asistir a la tenida, pero apareció un poco más tarde a la hora del ágape.
En 1968, los talleres «franceses » abandonaron la GLNF-Ópera siguiendo al asunto Louis Pauwels[11], pero eso es otra historia. Ellos fundaron una federación que tomó el nombre de Logia Nacional Francesa (LNF), instalados sus talleres principalmente en París y en Lille.
La LNF se escinde en 1975 en dos troncos: París y Lille. A continuación, un antiguo Venerable de J.T. Desaguliers, el periodista Roger d´Almeras, se separa de René Guilly y crea el Capítulo francés titulado, si mis recuerdos no me traicionan: «La Chaine dÚnion ». En 1976 yo creé mi propio Capítulo de Rito Francés bajo el título «La Rose et le Lys », que practica los cuatro Ordenes. Igualmente comuniqué el rito a los Hermanos del Mediodía, especialmente al Hermano Jean Abeille que actualmente es el Regente del Rito Escocés Rectificado del Gran Colegio de Ritos ».
Poco después de recibir esa carta fui favorecido al poder entrar en relación con René Guilly, que intercambió conmigo una correspondencia del mas alto interés, entre las cuales se halla, esta carta en particular, que es del mayor interés para este asunto:
Carta autógrafa del 26 de octubre de 1991, de René Guilly a Jean van Win. (Documento del cual no podemos poner en duda la precisión y fidelidad, ya que le quedaban 8 meses de vida).
«Por intermedio de un amigo personal[12], el hermano Hendrik van Praag, profesor de francés, Muy Sabio en 1940 del Capítulo «De Roos » en Medan ( se ignora la ubicación)[13] , Rose-Croix desde 1932 en el Soberano Capítulo Srogol (Java), grado 33 del Supremo Consejo de los Países Bajos y las Indias Orientales Holandesas (Batavia), las iniciaciones al grado de Rosa-Cruz tuvieron lugar en La Haya dentro del Capítulo «De Roos »[14] revivido en el cuadro del Supremo Consejo y de la Gran Logia de los Países Bajos, formados por el hermano Onderdenwijngaard, después de los incidentes con el Gran Oriente de los Países Bajos, en el tema de la LUFM (4) ( fecha a precisar, hacia 1960 ?).
Hendrik van Praag, profundamente francófilo en el mejor sentido del término, estaba en desacuerdo en ese momento con la orientación oficial holandesa.
Yo mantuve varias entrevistas con él al respecto. El años de 1956 debía ser la fecha de su retiro y regreso a los Países Bajos. Pues había vivido la ocupación japonesa de las Indias Orientales Holandesas no sin grandes sufrimientos.
Esas iniciaciones, en número de seis, tuvieron lugar en La Haya el 31 de marzo y el 27 de octubre de 1963. Yo puedo dar testimonio de su altísimo nivel.
Además, en una tenida excepcional del Capítulo «De Roos », en el Valle de París, se iniciaron otros seis hermanos el 30 de noviembre de 1963. Esos doce Rosacruces a los que se les unieron dos rosacruces más originarios del Gran Colegio de Ritos, el Hermano Hendrik van Praag mismo, fueron (en un total de quince) los miembros fundadores el 30 de noviembre de 1963 del Soberano Capítulo Francés Jean-Théophile Désaguliers Num.1.
Es cierto que el Rito Francés en cuatro Órdenes, por derecho le pertenece a la tradición holandesa[15] y nos había sido comunicado en La Haya y en París cuando se realizaron aquellas iniciaciones. Pero, como puedes ver por la continuación de esta carta, ya no es para nosotros un asunto exclusivo. Lo que nos parece igualmente importante es la presencia innegable de tres Rosa Cruz del Gran Colegio de Ritos y del Supremo Consejo de los Países Bajos. También lo es la iniciación, que no puede ser más regular, de otros doce hermanos al grado de Rosa Cruz.
En efecto, si partimos en 1963 de la idea del Rito Francés del GODF de 1786, nuestro pensamiento ha evolucionado considerablemente desde hace más de treinta años de trabajo ritual y de investigación de archivos.
(Sigue aquí una justificación detallada del Rito Francés Tradicional, cuyos elementos son hoy en día muy conocidos y han sido publicados en diversas ocasiones).
Y René Guilly concluye esta larga muy instructiva carta, a la vez que escribe sobre sus intenciones y sobre el espíritu de su trabajo de « restauración »:
« La restauración del Rito Francés Tradicional, por encima del tercer grado, debe reposar sobre estos sencillos principios:
(1) La autoridad y los privilegios de los Soberanos Príncipes Rosa Cruz, así como la doble filiación del Rito Francés y del Escocés Antiguo y Aceptado para ese grado (el Rito Francés de 1786, especialmente en el primer y en el último Orden, no pueden representar para él una filiación suficiente).
(2) Un trabajo de erudición verdaderamente científico, que consista en detectar y poner en marcha para cada grado, las versiones más antiguas y las más auténticas.
En esa época rechazamos la patente que Ondernwijngaard nos ofrecía, considerando que los privilegios de los Soberanos Príncipes Rosa-Cruz no podían subordinarse a un documento tal naturaleza. Era cosa de un cierto purismo, desde el punto de vista de la información histórica, aunque podríamos estar equivocados. Sin embargo el Rito Francés debe asumirse y definirse a sí mismo, para ser lúcido, sin ningún otro organismo masónico que le aporte ayuda ni padrinazgo. Es mejor así."
Jean van Win

  • [1] Revista de estudios masónicos, filosóficos y simbólicos, de tirada trimestral y publicada bajo la égida del Instituto Masónico de Francia, presidido por Roger Dachez, y como tal revista pertenece al Gran Oriente de Francia.
  • [2] Subrayado por nosotros
  • [3] Nacido en 1893, el H. van Praag tenía por tanto 70 años.
  • [4] Hermano Bien Amado en francés: "Frere Bien Aimé "
  • [5] Subrayado por el autor
  • [6] Subrayado por el autor.
  • [7] Amigo personal y « asociado » de René Guilly en su época. Después de una disputa se retira al norte de Francia donde se convertirá en Gran Maestre de la GLISRU (Gran Logia Iniciática y Simbólica de los Ritos Unidos). Funda en Lille, Boulevard de la Liberté, un Capítulo mixto Rose Croix del Rito Moderno Francés, donde el autor de estas líneas fue parte hacia 1990.
  • [8] Geschiedenis van het Hoofdkapittel der Hoge Graden in Nederland, door P.J. van Loo, 1953, p. 117 (Histoire du Grand Chapitre des Hauts Grades aux Pays Bas).
  • [9] Significa: Central.
  • [10] El tenía unos 70 años.
  • [11] http://eruizf.com/biblioteca/books/l_pauwels_j_bergier/l_pauwels_j_bergier_el_retorno_de_los_brujos.pdf
  • [12] No se trata de un encuentro fortuito «ya que los vínculos fueron establecidos »como nos dice Roger Dachez: Guilly y van Praag se conocían sin duda en razón de su común interés por la LUFM ( Liga Universal de los Francmasones).
  • [13] Medan es la capital de la provincia de Sumatra del Norte en las Indias Orientales Holandesas .La ciudad, es hoy en día el centro del cultivo del caucho y de la región de Deli, celebre por su tabaco.
  • [14] Después de Guilly puede considerarse que hubo dos Capítulos De Roos, uno irregular y póstumo en Medan, y otro revivido, irregular en La Haya.
  • [15] Liga Universal de Francmasones.